El presidente de la República de Panamá, Juan Carlos Varela reiteró este sábado ante más de 20 jefes de Estado de Latinoamérica y el Caribe los esfuerzos que realiza el país para el fortalecimiento de la plataforma financiera, su compromiso con la seguridad regional y las acciones para reducir el impacto del cambio climático.

Durante su intervención en la VII Cumbre de la Asociación de Estados del Caribe (AEC), en La Habana, Cuba; el Mandatario señaló que “como país, estamos convencidos que tenemos el deber de proteger nuestra plataforma de servicios logísticos y financieros a fin de evitar, que esta sea utilizada para actividades ilícitas”.

Ante esto, argumentó que durante los 23 meses de su Administración, se han desarrollado importantes reformas que permitieron que Panamá saliera de la lista gris del Grupo de Acción Financiera (GAFI) a principios de este año.

Igualmente, “hemos iniciado negociaciones bilaterales de acuerdos de intercambio automático de información fiscal con Japón y otros países miembros de la OCDE, reafirmando así, nuestro compromiso con la transparencia financiera”, sostuvo.

Seguridad regional

Por otra parte, el Presidente reconoció que el principal desafío que enfrenta la región es el crimen organizado y la inseguridad, que se alimentan de la desigualdad, la pobreza y la falta de oportunidades para los sectores más vulnerables de la población.

Agregó que el narcotráfico crea una economía ilegal que desafía la autoridad de los gobiernos y también compite con el Estado por la lealtad de sus pueblos y de los servidores públicos responsables del cumplimiento de la ley.

Para ganar esta batalla, recomendó trabajar en dos frentes: “A lo interno de nuestros países, tenemos que aumentar la presencia del Estado en las zonas más vulnerables; y en el ámbito internacional, hay que seguir trabajando para fortalecer los mecanismos de intercambio de información de seguridad y redoblar esfuerzos para desmantelar las estructuras de producción y distribución de drogas”.

En el caso de la inversión pública, “tiene que hacerse con transparencia y creando oportunidades para que los jóvenes en riesgo social puedan usar sus propias manos para construir su futuro, en lugar de destruirse los unos a los otros”, recomendó.

Asimismo destacó la disposición de Panamá de intensificar el patrullaje de las aguas territoriales en el Caribe, para contribuir a la seguridad regional, lo que a su vez permitirá promover el desarrollo turístico y comercial, como alternativa para contrarrestar la delincuencia, capaz de crear empleos bien remunerados para los ciudadanos, que traerán prosperidad y estabilidad para los pueblos.

En ese sentido, Panamá apuesta por el fortalecimiento de la conectividad como base para desarrollar una Estrategia Regional de Turismo Sostenible del Caribe, enfocada hacia los nuevos mercados que se están abriendo en Asia y Europa.

Calentamiento global y Hub Humanitario

En materia ambiental, e