Como resultado del trabajo en conjunto entre líderes de la Iniciativa de Paridad de Género (IPG) provenientes del sector público y privado, ONG nacionales e internacionales, la República de Panamá logró identificar 12 brechas económico-laborales de género. Entre estas, destacan, la infrarrepresentación de las mujeres en los sectores de oportunidad y en los trabajos del futuro, el elevado desempleo juvenil e inactividad laboral entre mujeres jóvenes, inferiores salarios de mujeres a nivel global y el desempeño de trabajos de valor igual o equivalente, pocas mujeres en los máximos puestos ejecutivos, menor empresarialidad entre las mujeres y empresas menos competitivas, así como la plena participación de las mujeres a las actividades productivas, entre otras.

Frente a esto, en reunión presidida por la Vicepresidenta Isabel de Saint Malo de Alvarado y los ministros Maria Celia Dopeso y Luis Ernesto Carles, de la AMPYME y Trabajo respectivamente, intercambiaron con líderes y aliados de la Iniciativa sobre la importancia de las acciones planteadas en este diagnóstico para cerrar la brecha económica de género a través de la promoción de acciones y políticas con planes de acción a tres años y que desde el 2016, en alianza con el Banco Interamericano de Desarrollo se ha impulsado en la región de América Latina y el Caribe.

Esta herramienta, que será presentada públicamente este año, contempla acciones orientadas a continuar promoviendo el posicionamiento de las mujeres -especialmente niñas, adolescentes y jóvenes- en los estudios, profesiones, competencias y habilidades con mayor demanda previsible en los mercados de trabajo del futuro; así como las alianzas público-privadas que mejoren la organización social del cuidado e im